AUTOFAGIA: COMERSE A UNO MISMO

AUTOFAGIA

Disclaimer : el ayuno debe ser supervisado por un médico y las personas con desajustes alimenticios deben abstenerse. Para escribir este artículo me he basado en decenas de fuentes científicas. Recuerda que esto no es consejo facultativo.

Cuando hace 2 años descubrí el término de autofagia me maraville y desde entonces no sólo he estado investigando al respecto sino que experimentándolo.

Este artículo está muy ligado al anterior y sería bueno tener una lectura completa de ambos.

Comerse a uno mismo

Comerse a uno mismo

Qué hacemos cuando queremos limpiar un armario, por ejemplo? En el que hay ropa vieja, prendas pasadas de moda o trajes que nunca nos hemos puesto…

Pues quitamos todo eso que ocupa sitio, para dejar amplitud a nuevas piezas o simplemente higienizar el espacio.

Esta acción de reciclaje y optimización es lo que nuestro cuerpo hace de manera ancestral y orgánica.

Se llama autofagia.

Comerse a uno mismo

El término de autofagia (que literalmente significa “comerse a uno mismo”) está en boca de la comunidad médica gracias al científico japonés Yoshinori Ohsumi que ganó el premio Nobel en 2016 por una investigación sobre los mecanismos de este proceso poco estudiado, del que sólo se había acuñado el nombre en 1974 por otro premio Nobel, Christian de Duve.

Resumiendo con mucha sencillez el proceso de autofagia, diríamos que lo que hace el cuerpo es reciclar todas aquellas células malas, defectuosas y viejas, como podrían ser las proteínas mal plegadas, las células gastadas o taradas, las bacterias, virus, hongos y demás.

De manera muy simplificada, el proceso es, cubrir con una membrana “esa basura orgánica” aislándola de las partes sanas de la célula, para luego, por la acción de un lisosoma, reciclar este material, convirtiendo todo lo que se pueda en componentes reutilizables, con el fin de regenerar el órgano o el sistema dañado. Es decir, desde el lisosoma de la célula se REHABILITA lo imperfecto o dañado, y aquí está la magia, y se transforma en algo útil: como ácidos grasos y aminoácidos.

Los ácidos grasos van a ser utilizados como energía.

Los aminoácidos van a promover la gluconeogénesis que es la fabricación de glucosa desde el hígado, cuando no está disponible a través de la alimentación. O también pueden pasar a formar parte de otras proteínas del cuerpo, que necesiten de estos aminoácidos recién creados.

Magia humana

No se conocen del todo, ni con minucioso detalle, los entresijos de este proceso tan fascinante, así que quedan ciertas lagunas. Lo que sí está claro es que resetea el tejido celular y eso es extremadamente saludable.

Pero hay que tener presente que, a pesar de que no es un mecanismo extraño o reciente para el organismo, sino que un modo innato de supervivencia basado en el reciclaje, si no se promueve su activación, suele permanecer “apagado”.

Aquí habría que hacer el apunte de que no es lo mismo que el fenómeno llamado apoptosis que es una especie de “suicidio celular” programado como parte del proceso del desarrollo humano. 

En según qué casos, y permitiéndome una metáfora artística, se parece al acto de modelar. Por ejemplo, cuando estamos en el útero materno en forma de embrión, nuestras manos se comienzan a esbozar como un bloque de tejido unido parecido a las patas de ciertas aves. Ese bloque acaba siendo “tallado” en forma de dedos por la apoptosis de las células. 

Un ejemplo de este mecanismo en los animales sería la pérdida de la cola de un renacuajo conforme se convierte en una rana.

Autofagia

Cúando y cómo se activa el mecanismo de la autofagia?

A pesar de que hay decenas de miles de estudios científicos, aún queda mucho por saber sobre esta función de reciclaje, como por ejemplo qué mecanismos la activan en concreto.

Una de las conclusiones claras es que la autofagia sucede cuando hay ausencia de nutrientes, es decir cuando se ayuna.

Por eso hoy en día se le da tanta importancia al ayuno.

Aunque no hay unanimidad aún, la mayoría de médicos suelen apuntar que es a partir de las 14-16 horas de ayuno cuando se pone en marcha la autofagia, y que lo hace de una forma gradual y no se dispara de repente.

Esto es lo que sería el famoso ayuno intermitente, del que tanto se habla hoy día y del que escribo ampliamente en el siguiente post.

Cuando ayunamos, o sea cuando hay ausencia de nutrientes es cuando el cuerpo tiene la posibilidad de dedicarse a reciclar, a nivel intercelular, aquello que está defectuoso, para convertirlo en algo provechoso.

También activan la autofagia la vitamina D y la melatonina, lo que quiere decir tomar el sol y dormir adecuadamente.

Hay otros dos fenómenos directos y colaterales de la autofagia que son estar en cetosis y en lipólisis. 

De ello he hablado extensamente en 2 artículos: la dieta cetogénica y en los diferentes tipos de ayuno.

Reciclaje humano

Beneficios de la autofagia

El proceso genérico que promueve la autofagia es que se resetea el organismo y ello favorece todo lo siguiente:

  • Restaura ciertas funciones intelectuales
  • Induce a la flexibilidad metabólica
  • Disminuye la inflamación
  • Estimula el anti-envejecimiento y la regeneración celular
  • Renueva el sistema inmune
  • Previene las enfermedades neurodegenerativas, cardíacas, del hígado e intestinales
  • Reduce el daño del estrés metabólico
  • Evita la diabetes tipo 2 y la resistencia a la insulina
  • Produce hormonas de crecimiento
  • Ayuda a adelgazar quemando grasa
  • Mejora el rendimiento físico
Quemar células malas

Enfermedades que cura

Un panorama muy esperanzador en el que la autofagia actúa es en el terreno de las enfermedades neuronales. Las personas con trastornos neurodegenerativos como el Alzheimer tienen en el cerebro una proteína defectuosa, que presuntamente la autofagía reciclaría siguiendo el proceso antes comentado. Pero aún no hay suficientes estudios sobre humanos que puedan garantizar que haya una cura definitiva de estas alteraciones. 

 

También falta aún mucho estudio con respecto al cáncer. Pero parece ser que hay tipos de cáncer que experimentan un beneficio con la autofagia, mientras que otros son resistentes a este mecanismo y que por lo tanto no se verían favorecidos.

Y un apunte muy importante que aplica directamente al Covid-19 y es que la autofagia es especialmente efectiva para aniquilar células infectadas por virus.

De hecho favorece doblemente, porque por un lado mantiene nuestro terreno, el organismo, limpio y fuerte, por lo que es más difícil coger enfermedades infecciosas, que atacan a los sistemas débiles. Y por otro lado, si ya se está contagiado, estimula la eliminación de células infectadas por el virus.

Autofagia

Conclusión

Los puntos concluyentes para ensalzar la autofagia como uno  de los procesos naturales más extraordinarios que existen, son:

  • Es una adaptación biológica ancestral a periodos de escasez alimentaria.
  • Es muy democrático porque es gratis y está al alcance de todos.
  • Como consecuencia de todo el reseteo físico, experimentamos beneficios en el cerebro, de manera que me parece muy útil para higienizar nuestra mente de pensamientos tóxicos, limitantes o repetitivos.

Y aunque faltan muchos estudios aún, hay algo evidente y comprobable,  y es que cuando uno se siente enfermo, con fiebre o resfriado, por ejemplo, si no comes parece (y así es científicamente) que te cures antes…

Ayunar
SI TE APETECE SEGUIRME MÁS DE CERCA...